Cómo implementar métricas de seguimiento en tu inmobiliaria

Cómo implementar métricas de seguimiento en tu inmobiliaria

Implementar un sistema de métricas en mi agencia ha sido el descubrimiento del año y tú también puedes hacerlo.

Cómo empezar a implementar métricas de seguimiento en tu agencia inmobiliaria

Podrás creer que soy muy organizado en todo lo que hago, sin embargo, la realidad es que no es así. En el pasado he estado muy encima de las cosas y siempre he gestionado todo. Esto ha generado en mi equipo una alta dependencia de mi atención para que las cosas funcionasen. No tenía necesidad de cambiar este sistema en su momento porque sinceramente me gustaba. Ahora que trabajo en proyectos de consultoría en Alemania y mi equipo está en España he tenido que cambiar el chip y sacarme un conejo de la chistera para solventar este inconveniente. Por eso he recurrido a las métricas de seguimiento.

Ahora, analizando lo ocurrido meses atrás, he llegado a la conclusión de que he tenido suerte con este cambio de rumbo de vida porque las cosas funcionan ahora mucho mejor que antes. Las tareas ahora salen sin necesidad de estar encima cada minuto. Evidentemente sigo siendo un “pesado” con muchos temas pero no tiene nada que ver con lo que teníamos antes. La mejora sin duda ha sido gracias al hecho de tener un sistema de métricas.

¿Cómo encontrar las métricas adecuadas para tu agencia?

No tienes que empezar a implementar un sistema de métricas de OKR al estilo de Google. Suena bien (en teoría) para comentarlo entre tus amigos emprendedores (al resto esto le sonará a chino) pero te recomiendo empezar más bien en pequeño (incluso si al principio es algo improvisado). No se trata de tener un sistema perfecto desde el principio sino empezar por algo que se puede ir perfeccionando semana a semana.

Lo más complicado es encontrar las métricas adecuadas. Cada negocio es diferente por lo que no creo que te sirva de mucha ayuda conocer mis métricas en detalle. Al fin y al cabo una tienda online se diferencia bastante de una agencia inmobiliaria. Sin embargo, sí tendría en cuenta estos puntos para encontrarlas. 

  1. ¿Cuáles son mis objetivos financieros y no financieros a lo largo de 1 año?
  2. ¿Cuáles son los pasos que tengo que dar todos los días para llegar ahí?
  3. ¿Cómo puedo medir los pasos que estoy dando a diario?

El “truco” si quieres llamarlo así es encontrar las cosas pequeñas que tienes que hacer para sacar las cosas grandes. Igual esta “filosofía” te suena si ya has leído otros posts en este blog. No me canso de repetir el impacto gigantesco a lo largo del tiempo que tiene la constancia.

Factores clave para que las métricas de seguimiento sean aceptadas por tu equipo

El mejor sistema de métricas no te sirve si tu equipo no lo comparte y/o no se puede aplicar en el día a día de tu agencia. La clave está en la aceptación por parte de todos los miembros del equipo que tengan que implementarlo en sus rutinas semanales.

La única forma de hacer funcionar un sistema de métricas es a través de la recurrencia. No sirve hacer mucho una semana para luego hacer poco la próxima. Hay que invertir siempre la cantidad adecuada de trabajo de forma constante durante semanas y meses. Para que tu equipo acepte las métricas te recomiendo tener en cuenta estas pautas básicas:

  1. Tener la sensación de que los objetivos reflejados en las métricas sean factibles, aunque sean ambiciosos.
  2. Poder influir en la definición de métricas y el cambio de procesos o sistemas con el objetivo de lograr una mejora, simplificación, etc.
  3. Recibir algún tipo de recompensa que no tiene que ser necesariamente económica. El feedback positivo, por ejemplo, es una herramienta que genera muchas veces mayor motivación que el pago puntual de un bonus.

No existe la manera perfecta para empezar a hacer uso de un sistema de métricas en una agencia. La mejor forma que conozco empieza por dar el primer paso, luego es cuestión de ir mejorando cada semana.

Lo que a nosotros nos funciona es hacer cambios cada semana. Adaptamos las cifras detrás de las métricas de seguimiento en función de posibles bajas, vacaciones, situaciones excepcionales, etc. Es importante ser flexible porque una vez que el sistema se haya aceptado tu equipo quiere alcanzar las cifras y se frustra si no lo consigue. Ten esto muy en cuenta.

Nuestro sistema está lejos de ser perfecto, pero lo vamos mejorando cada semana y esa es la parte más importante en realidad. Te recomiendo hacer lo mismo. Merece la pena ponerse las pilas con el tema.

Me llamo Carlos Bravo y soy maratoniano en lo personal y en los negocios. En los últimos 12 años he fundado tres empresas en el ámbito digital. En mi agencia Beguerrilla también gestiono e-commerce propios que me sirven sobre todo para dar consejos en base a mis propios errores y aciertos.

¡inmoacademy ya en tu email!

Recibe las últimas noticias y contenidos en tu email