«Lo que quiere el banco es cobrar, no encontrarse con mucho patrimonio»

«Lo que quiere el banco es cobrar, no encontrarse con mucho patrimonio»

Clio Beruete

Clio Beruete

Periodista Móvil & Digital

Javier Sanguino, abogado de la aseguradora ARAG, nos aclara los detalles de los últimos cambios legislativos en materia de vivienda. La nueva Ley de Crédito Inmobiliario y la de Arrendamientos Urbanos han sufrido cambios trascendentes este año, algo que ha provocado un sinfín de reacciones entre miembros del sector inmobiliario, pero también para los usuarios y las aseguradoras.

En esta entrevista analizamos con el abogado los detalles de estas dos leyes y de los cambios que han introducido. Para Javier Sanguino, la nueva Ley de Crédito Inmobiliario aporta transparencia y seguridad, tanto para el propietario como para las entidades bancarias.

Además, otorga a la figura del notario mayor importancia y empaque. Por otro lado, afirma Sanguino, «endurece las condiciones para que se produzca un desahucio».

En cuanto a los seguros de impago, la seguridad que otorga a los bancos y a los propietarios ha hecho que su contratación aumente en los últimos años. Para Javier Sanguino, abogado de ARAG es lógico que las entidades bancarias lo vean como una ventaja ya que «lo que quiere un banco es cobrar, no encontrarse con mucho patrimonio inmobiliario.»